Accesorios: velas decorativas

Muchas veces hemos recalcado que con simples detalles se puede generar un nuevo ambiente en nuestro hogar. Por eso, hoy te proponemos la incorporación de un elemento en la decoración de tus interiores, que les brindará la mayor calidez y el mejor estilo de armonía que toda casa necesita. Se trata de las velas decorativas, que aportan muchísimo valor a la decoración de una casa. Y no solo encendidas, sino también cuando están apagadas, ya que realizan un agradable aporte ornamental y en muchos casos también aromático. Las velas decorativas traen consigo un sin fín de beneficios que te llevarán a ver en tu hogar espacios que soñabas anteriormente: son perfectas para brindar una iluminación más tenue, complementar la mesa, decorar cualquier parte del hogar y hasta perfumar cualquier recámara en unos pocos minutos. Además, como si todo esto fuera poco, no existen en ellas precios elevados: son económicas y se cosiguen en cualquier bazar.

Puedes colocarlas donde más te guste, donde mejor combinen con el entorno. No importa dónde decidas utilizarlas, las velas decorativas siempre van a crear un ambiente más cálido y acogedor. No es necesario tampoco que estén encendidas, ya que en sí mismas llevan su belleza. Podemos calificarla como un elemento decorativo que despierta los sentidos y deja volar la imaginación. Un simple tarro de cristal o un vaso ya es un complemento perfecto para colocar nuestra velas decorativas. Podemos completarlo con un poco de arena (normal o de colores), piedras, incluso agua si las velas decorativas son flotantes.

A través del conocimiento de los colores se pueden transmitir emociones mediante las velas decorativas, puedes conseguir el ambiente que deseas en tu hogar. Si bien pueden parecer productos inofensivos, nunca hay que olvidar que las velas encendidas poseen fuego, con todos los riesgos que ello implica. Para la elección de las velas decorativas se debe hacer de acuerdo con lo que se pretende transmitir. Vibraciones cálidos o más fríos de varios colores creará sensación diferente, debes elegir el color que produce el efecto deseado. Rojas, amarillas, violetas, azul, púrpura, o de todos los colores. Las formas y los estilos son increíblemente diversos, y se adaptarán a tus gustos y a la fuerza visual de tu hogar de una forma tácita.

 

 

Compartir en Google Plus

Acerca de Macarena Gelmi

  • WordPress Comentarios
  • Facebook Comentarios