Las claves para elegir mobiliario de jardín


Una de las ventajas de tener jardín es poder hacer vida en el exterior de la vivienda. En España, al menos en buena parte de su geografía, donde el clima es bastante benigno durante muchos meses en el año, tener una casa con jardín es sin duda todo un triunfo.

Entre los elementos indispensables para conseguir un bonito jardín, uno al que no se le presta mucha atención es al mobiliario, y es especial a las sillas de jardín.

Sillas y sofás de jardín

En la actualidad existe en el mercado una gran variedad de sillas y sofás de jardín. Junto a las mesas, son los elementos perfectos si se busca crear un espacio en el que comer, trabajar e incluso descansar.

Las sillas de jardín suelen incluir reposabrazos para mayor comodidad, aunque las hay también sin este elemento. Un aspecto a vigilar es la posibilidad de almacenaje que ofrecen. En muchos casos, es posible apilar unas encima de otras, por lo que el espacio que ocupan una vez guardadas es muy reducido. En el mercado existen también sillas plegables, lo cual facilita al máximo guardarlas.

En cuanto a los sofás, estos muebles están pensados principalmente para el ocio y el recreo. Aunque muchos modelos permanecen largas temporadas en el exterior, algunos ofrecen la posibilidad de extraer cojines para su deterioro posterior. Otra opción es la de los modelos impermeables, como los sofás de jardín de Muebles-exterior.com

Tanto sillas como sofás, en ocasiones van acompañados de mesas bajas semejantes a las mesas de café de los salones de té.

Los cenadores, quioscos para jardín

Un tercer elemento que da mucha vida a un jardín son los llamados cenadores. Se trata de estructuras que protegen una zona determinada del sol y, en ocasiones, también del viento. En estas estructuras, similares a los quioscos habituales en parques públicos, se pueden instalar luces para hacer uso del jardín también por la noche.

Dependiendo del tamaño de estos cenadores o quioscos, en su interior podemos encontrar sillas de jardín a juego junto a una pequeña mesa, y completar esta estructura con flores y plantas.

Los complementos decorativos

La decoración de un jardín finaliza con algunos accesorios decorativos. Teniendo en cuenta que lo principal es dotar de espacios de comodidad y donde las plantas y vegetales sean protagonistas, se pueden incluir cojines, cuadros, velas, elementos reciclados, útiles de labranza y todo aquello que se considere oportuno para darle un toque original al jardín.

Compartir en Google Plus

Acerca de admin

  • WordPress Comentarios
  • Facebook Comentarios