Haz un vitral tu mismo

Los vitrales están siendo un clásico en los hogares pero muchas veces estos suelen ser muy caros pero no imposibles de acceder ya que puedes realizarlo tu mismo. Aquí, puedes poner a prueba tu creatividad y logrando que esos espacios que no te gustan tantos tengan tu propia personalidad.

Este truco de decoración es muy fácil de hacer y se llama falso vitral porque el vitral es un objeto hecho de pedazos de vidrio y al ser falso se estrían imitando esos vidrios utilizando una técnica de tinta sin tener que quebrar el vidrio para realizar el trabajo.

Para realizar este falso vitral se necesitaran: pasta relieve para vitral, barniz para vitral, solvente, pinceles que sean en punta redonda, una paleta y acrílicos.

Lo primero que hay que realizar es que con un marcador indeleble para remarcar un dibujo, el que más te guste, se recomienda que para empezar sea algo sencillo como pueden ser flores. Colocar el dibujo impreso en una hoja por debajo del vidrio y marcar todo el formato. Luego utilizar una pasta relieve para vitral e ir contorneando todo lo marcado en el paso anterior, de esta manera esta pasta imita el plomo.

Una vez que la pasta este seca completamente, pasaremos a la parte de la pintura, en el cual se utilizara el barniz vitral mezclaros con los acrílicos y usar aparte un solvente, siempre hay que mojar el pincel en el solvente y luego en la pintura. Es muy importante saber que no se pinta como normalmente pintamos sino que hay que ir descargando las gotas de pintura sobre el vidrio y cubrir todo muy bien, hay que tener mucho cuidado para que la pintura no se seque, en el caso de la flor hay que empezarla y terminarla, es decir no puedes dejar un pétalo pintado y al día siguiente seguir los otros porque va a tener una gran diferencia en el tono.

Por ultimo, lo dejas secar todo muy bien y listo.

 

Compartir en Google Plus

Acerca de Rocio Sollier

  • WordPress Comentarios
  • Facebook Comentarios