Por qué no se debe tender la ropa dentro de casa

Por qué no se debe tender la ropa dentro de casa 1


La tarea doméstica de la colada es una de las principales en una vivienda, mantener la ropa limpia es importante para ofrecer una buena imagen de uno mismo y tener más posibilidades de progresar en la vida.

Ocurre que no todas las familias o las personas que viven solas tienen la posibilidad de tender su ropa tras la colada al aire libre, que es el modo más aconsejable de secar la ropa, sino que optamos por usar un tendedero portátil y dejar que la ropa se seque en el interior de la casa.

En ocasiones, tender la ropa dentro de casa es tarea obligada porque está lloviendo, el día está nublado o está demasiado fresco. La costumbre de tender la ropa en el interior de la casa puede ser perjudicial para la salud, y a continuación explicamos las razones.

Aunque tendamos en una habitación que esté lo suficientemente aireada y haya una temperatura suficiente para facilitar la tarea de secado, las consecuencias para la salud pueden ser importantes.

Aparición de moho y hongos

Una cesta de lavado normal contiene aproximadamente unos dos litros de agua. Esta agua ayuda a aumentar el nivel de humedad de la habitación. Este aumento de la humedad unida a la temperatura de la habitación favorece que se reproduzcan hongos y moho, que no son visibles al ojo humano pero que están ahí.

Las personas con asma o problemas respiratorios son los que más sufren la presencia de estos agentes, así como aquellas personas con sistemas inmunológicos más debilitados. Algunas de las dolencias que se pueden ver incrementadas con la presencia de moho y hongos son las alergias, un aumento del asma e incluso afecciones pulmonares graves.

La ropa huele mal después del lavado

En ocasiones el problema está en que la ropa huele mal incluso tras el lavado. Esto provoca que el interior de la vivienda adquiera un olor aún más desagradable si se seca utilizando un tendedero portátil.

Para eliminar el mal olor a sudor de la ropa la solución pasa por un desinfectante textil, añadiéndolo en el ciclo de lavado de la prenda. Los desinfectantes textiles se pueden utilizar en todo tipo de prendas y eliminan un porcentaje muy alto de los gérmenes que comentábamos anteriormente, además de bacterias, que son las que causan el mal olor en la ropa.

El estudio escocés que confirma la teoría

El hecho de que no es positivo secar la ropa en el interior de la vivienda lo confirmó un estudio de la Unidad de Investigación de Arquitectura Ambiental Mackintosh en Glasgow, Escocia, en el año 2012. El  estudio encontró que muchos hogares tenían excesivos niveles de humedad en el interior de la vivienda, una tercera parte de la cual era causada por el secado de la colada.

Los investigadores analizaron la calidad del aire de 100 viviendas y el 75% de los hogares estudiados presentaban condiciones de humedad propicios para la aparición de ácaros del polvo. También pudieron relacionar el secado de la ropa en el interior de la vivienda con la formación de esporas de moho, una de las esporas que causa infecciones pulmonares en personas con sistemas inmunológicos debilitados estaba presente en una de cada cuatro viviendas del estudio.

Los investigadores recomiendan tener espacios mejor acondicionados para el secado de la ropa. Si es posible, utilizar una secadora o secar la ropa al aire libre. En el caso de secar la ropa al aire libre, el modo de evitar malos olores del exterior es utilizando suavizantes. Si hay que secar la ropa en el interior de la vivienda, utilizar una habitación lo suficientemente aireada con buena temperatura y un gran aporte de iluminación natural.

Compartir en Google Plus

Acerca de admin

  • WordPress Comentarios
  • Facebook Comentarios