Consejos para mantener paredes de colores claros

Consejos para mantener paredes de colores claros

Si has optado por pintar tus paredes en colores claros, puede sucederte que tras no demasiado tiempo, notes con pesar que se han manchado y ya no se ven tan impecables, estropeando tu decoración de interiores.

Los colores claros son la opción más sensata para ambientes pequeños, pues contribuyen a crear sensación de amplitud, sin embargo este tipo de paredes requiere de mayores cuidados, ya que con el roce suelen mancharse y no verse tan limpias.

Es importante cuidar las paredes blancas o de colores claros de cualquier roce o contacto que deje marcas, evitando por ejemplo que se produzcan salpicaduras – por ejemplo en el baño o cocina – o si hay niños pequeños se debe tratar de que no toquen las paredes. En cualquier caso, ten a mano una esponja o paño para limpiar cualquier suciedad que se puede producir, evitando que las manchas permanezcan por más tiempo y así se acentúen.

Una buena idea si te decides por pintar en colores claros las paredes, es optar por pinturas lavables, algunas son realmente muy plastificadas y lograrás limpiarlas fácilmente con un paño y agua jabonosa.

Suelen ser un poco más caras cuando las compras, pero con el paso del tiempo, amortizarás tu gasto ya que no será necesario que repintes tan frecuentemente, sino que simplemente lavarás las paredes todas las veces que sea necesario y siempre tendrás tus paredes limpias.

Si pasa demasiado tiempo sin que retires cuadros o espejos de la pared, pueden dejar una marca amarillenta, por ello es mejor si regularmente los cambias de lugar o los retires, para ir comprobando si el blanco se mantiene en buen estado.

Los animales domésticos pueden tener la costumbre de apoyarse en las paredes, e incluso muchos se rascan contra ellas. Al igual que en los otros casos, lo mejor es limpiarlas cuanto antes, para evitar el deterioro de las paredes.

Sin embargo, por muchos cuidados que se tenga con el paso del tiempo puede ocurrir que la misma luz natural le quite brillo al blanco y le otorgue un tinte amarillento, así que cada tanto, deberás repintar tus paredes. Por ello, puedes repintar tus paredes con blanco y así recuperar su brillo.

Vía: Espacio Living

Compartir en Google Plus

Acerca de Natalia Vidoz

  • WordPress Comentarios
  • Facebook Comentarios

3 comentarios

  1. […] de pintura de tonalidades diferentes de un mismo color. El más grande de los botes deberá ser del color más claro. Aunque podrás escoger los colores que más te gusten, debes saber que con los tonos pastel se […]

  2. […] colores claros tanto para las paredes como para el piso. Las tonalidades más suaves pueden hacer que una sala pequeña parezca más […]

  3. […] subestiman la influencia que puede tener el color que escogemos para pintar las paredes en la decoración del hogar, pero es que además no solo en este aspecto es determinante, sino que una correcta selección […]